Estás a punto de abandonar el sitio web de Femibion y serás redirigido hacia el sitio de uno de nuestros proveedores o aliados. ¿Deseas continuar?

FEMIBION has developed supplements for the special phases of pregnancy, from before conceiving to the end of breastfeeding. FEMIBION food supplements provide well chosen nutrients that, used as a complement to a balanced and varied diet, can support the mom and the baby during this special and exciting time.

¿Ser mamá significa que mi estilo cambiará?

No existe ninguna razón para decirle adiós a tu estilo de embarazada, es probable que los pantalones y otra mucha ropa elástica que llevabas cuando estabas embarazada la sigas usando durante un tiempo. A menos que seas una modelo, podrás tomarte un tiempo para perder el peso extra que has cogido en el embarazo, así que no esperes volver a ir con tacones altos y pantalones vaqueros estrechos de forma inmediata.

Lo que cambie en tu estilo cotidiano dependerá de si eras una chica de leggins o si eras de aquellas que nunca iba sin sus Manolos (Marca de zapatos: Manolo Blahnik) y bien maquillada.

Incluso si no vuelves a trabajar, probablemente querrás adaptar tu estilo de vestir para salir con tu bebé y con otras madres. Como consideraciones prácticas: los tacones altos están mal vistos en el parque y las camisas de lavado en seco no combinan bien con los bebés recién nacidos. Además, también es probable que tengas menos tiempo para ocuparte de tu apariencia.

Dicho esto, ser madre no significa que tengas que perder tu antiguo estilo por completo y desde luego no significa que tengas que ir desaliñada. Puedes estar tan atractiva como siempre en esas noches especiales pero, para el día a día, hay mucha ropa «chula» y funcional que te puede resultar mucho más práctica. Prueba estos consejos de moda para ayudarte durante los primeros meses.

Maniobras de moda para las nuevas mamás

  • Pregúntale a tu peluquero cómo adaptar tu look a uno más fácil de peinar, como un moño desenfadado, mechas o usar gomina en el pelo corto.

  • Considera la posibilidad de teñir tus cejas y pestañas, así tardarás menos en maquillarte.

  • Prueba a utilizar una faja para ponerte tu ropa de antes del embarazo.

  • Cuando tengas al bebé es mejor llevar ropa que se puede lavar a máquina y con estampados, eso ayudará a disimular las manchas.

  • Elige camisas y vestidos que disimulen la tripa y conjúntalos con pantalones ajustados o elásticos para evitar parecer que llevas ropa que te queda grande.

  • Usa complementos como pendientes, collares grandes o pañuelos para llamar la atención y disimular las zonas que no quieres destacar.