¿Es normal que quiera estar sola durante las primeras semanas después del nacimiento de mi bebé?

Tras el alta, después del nacimiento de tu bebé, probablemente has aterrizado en tu nueva realidad con demasiada rapidez y te sientes aturdida. No te preocupes, es perfectamente normal para las nuevas mamás. En parte es debido a la reducción de los niveles hormonales tras el embarazo, lo cual afecta a tu estado de ánimo. Y también porque el hecho de ser una nueva mamá puede ser bastante difícil los primeros días.

Tratar de establecer una rutina de alimentación, aprender a entender el llanto de tu bebé y llegar a regular el sueño haciéndolo compatible con tus responsabilidades de madre, no es poco. Felicítate por todo lo que has logrado hasta ahora.

Estar con tu pequeño es maravilloso pero es perfectamente comprensible que quieras un poco de tiempo para ti en esta etapa y no debes sentirte culpable por ello.

Bueno para todos

Conseguir un poco de tiempo para ti misma será bueno para toda la familia. Si te sientes descansada, serás más enérgica y más capaz de disfrutar cuidando a tu bebé. Sentirte relajada te permitirá que tanto tú como el bebé podáis disfrutar al máximo de los momentos especiales en que estáis juntos, mientras os vais conociendo el uno al otro.

Volver a encontrarte contigo misma, lejos del bebé, es importante para tu salud y tu autoestima emocional. Si te sientes feliz y en paz, tu bebé seguramente se sienta feliz, también. Esto además puede ser una oportunidad para que tu hijo comience a relacionarse con otros miembros cercanos de la familia.

Cómo encontrar mi tiempo

Permite que tu pareja esté a solas con el bebé, por ejemplo un par de horas después de que llegue del trabajo o durante los fines de semana. Esto les ayudará a conocerse el uno al otro, por lo que el cuidado del niño será más fácil para ti en el futuro y se fortalecerán los lazos familiares.

Comienza por asignarle períodos cortos cada día, para que tú puedas simplemente poner los pies en alto, leer una revista o un libro, escuchar música o ver un episodio de tu serie favorita.

Al principio, es probable que te sientas mejor si estás cerca, tal vez en casa, pero en una habitación diferente. Más tarde, según tú y tu bebé os vayáis acostumbrando, si quieres podrás hacer descansos un poco más largos durante algunos días, por ejemplo si quieres ver a una amiga o dar un paseo o pasar la tarde haciendo compras.

Planifica con antelación los tiempos para hacer las cosas que quieres, como tu clase de yoga o ir un día a la semana al cine. Además, si tienes familiares cerca, pregúntales si te pueden ayudar. La mayoría de los abuelos, tías o tíos estarán encantados de ayudarte.

Pero cuidado, no caigas en la trampa de usar “tu tiempo” para ponerte al día con la colada u otras tareas. Debería ser solo un premio, “tú premio”. Después de todo, ¡te lo mereces!

Busca más ideas para ayudarte a encontrar tu tiempo.

* Sólo podemos dar consejos generales, cada embarazo puede variar de forma individual, por favor, ponte en contacto con tu ginecólogo en caso de preguntas o dudas.

 

Tras el alta, después del nacimiento de tu bebé, probablemente has aterrizado en tu nueva realidad con demasiada rapidez y te sientes aturdida. No te preocupes, es perfectamente normal para las nuevas mamás. En parte es debido a la reducción de los niveles hormonales tras el embarazo, lo cual afecta a tu estado de ánimo. Y también porque el hecho de ser una nueva mamá puede ser bastante difícil los primeros días.

 

PRODUCTOS

ARTICULOS

¿La lactancia materna es la mejor opción para mí?
La lactancia materna tiene grandes ventajas tanto por razones de salud como por razones de orden práctico, pero la decisión no siempre es sencilla…
Trucos para los futuros padres...
La transición de “pareja” a “familia” es probablemente uno de los retos más grandes y el más emocionante para ambos, el estilo de vida cambia más que nunca. Un día sois solo dos y al día siguiente…
Preguntas frecuentes
Encuentra aquí algunas de las preguntas y respuestas más frecuentes.